close

Las 5 frases que ningún conductor quiere oír

Vamos en el coche tranquilamente, riendo, disfrutando y… De repente, alguno de nuestros pasajeros suelta “la frase”. Esa que tantííííísimo te molesta y que estás harto de escuchar mientras conduces. Tranquilo: no estás solo. Hay algunos comentarios que todos los conductores odiamos que nos digan y, sin embargo, ¿las decimos nosotros cuando estamos en el otro lado? Compruébalo. Aquí tienes cinco de esas frases que retumban en los oídos de cualquier conductor.

¿Falta mucho? ¿Cuánto queda?

Si sueles viajar con niños, esta frase es algo habitual y puede que, incluso, lleguemos a comprenderla y a quererla. Pero si el que pronuncia estas odiosas palabras está sentado a tu lado, es tu amigo, tu pareja o algún otro familiar con edad suficiente para aguantar con paciencia un viaje… Este “inocente comentario” puede hacerte explotar y darte ganas de bajarlo del coche tras un: “Tú ya has llegado“. ¡Como si tú no tuvieras ganas de llegar y darte un buen baño! Pero cuidado: intenta respirar profundo, cuenta hasta diez y, con una sonrisa, responde un sutil: “lo que quede“.

¿Por qué vas tan despacio?

Carretera atasco

Atasco de mil demonios. Llevas una hora retenido, alternando las primeras marchas y el freno sin poder alcanzar más de 20 km/h. Encima hace calor y el sol te va pegando directamente en la cara. Y, de repente, del asiento trasero surge una cabeza y se oye: “Acelera un poco, ¿por qué vas tan despacio?“. Parece evidente pero hay quien no se ha dado cuenta que tienes 238972 coches por delante y que, obviamente, no puedes ir más rápido. De nuevo, recuerda: la paciencia es la madre de la ciencia.

¿Quieres que te aparque yo el coche? 

Puede que alguna vez hayas agradecido este ofrecimiento, sobre todo si eres joven y tienes el carnet desde hace poco tiempo. Sin embargo, es un enooorme error permitirlo. Casi todos hemos pasado por esos primeros aparcamientos, algo caóticos, en los que necesitas un hueco con el triple de dimensiones que tu coche. Pero, si nunca lo intentas, nunca vas a superarlo. Por eso, a partir de ahora nada de sonreír cuando te digan esta frase… ¡Tú sabes hacerlo igual que cualquiera! Es solo cuestión de aprender algunos trucos para aparcar y de confiar en ti mismo.

Yo sabía un camino mucho más corto

Todos conocemos al típico listillo que no hace ni caso a la carretera y va a lo suyo, pero, cuando ya estamos perdidos o en medio de un infernal atasco, parece resucitar. Saca su cabeza entre los asientos y anuncia que conocía una ruta mucho más corta, rápida y por donde casi nunca hay coches. Y si lo sabías… ¡¿Por qué no lo has dicho antes?!

Y la peor de todas… Me abuuuuuuuurrooo

De todas las frases que podría molestar a un conductor, esta es la peor con años luz de diferencia. Todos entendemos que hacer viajes largos en coche puede desesperar en algún momento y que entretenerse puede llegar a resultar muy difícil. Sin embargo, conducir en una autovía durante 6 o 7 horas tampoco es excesivamente divertido y, si además tienes que luchar con el aburrimiento del resto de pasajeros, la desesperación puede ser infinita. Eso sí, mejor tirar de humor y responder a un “me aburro” como lo hacían nuestros padres: “¡Pues cómprate un  burro!“. 

Burro

¿Cuál de todas estas frases es la peor para ti? ¿Esa que escuchas y necesitas contar no hasta 10 sino hasta 40 antes de poder contestar? Y si no es ninguna de estas… ¡Anímate a contarnos qué frase puede hacer que pases del amor al odio con tus pasajeros en 10 segundos!

Redacción

Autor Redacción

El equipo de redacción de Balumba te trae los mejores consejos y anécdotas sobre el mundo del motor.

Deja una respuesta