close

Ahorrar gasolina: ¿sabes cómo hacerlo?

Hay algo que, sin duda, trae de cabeza a cualquier conductor: todos queremos ahorrar en gasolina, y a veces no es nada fácil. Sobre todo, si tienes que coger el coche a diario o si vas a hacer trayectos largos. Sin embargo, ya sabes que en Balumba nos encanta ahorrar, así que aquí tienes unos cuantos consejos con los que reducir el consumo de combustible de tu coche. ¡Apunta!

MANTENIMIENTO DEL COCHE

Lo primero y fundamental es tener tu coche completamente a punto. Y, la mejor manera de hacerlo, haciendo revisiones periódicas y asegurando el mejor mantenimiento de tu coche. Ten en cuenta que cualquier fallo o deterioro del mismo puede aumentar el gasto de combustible considerablemente. Por ejemplo, debes revisar:

  • Los niveles de aceite. Si están por debajo de lo recomendado, puede dispararse el gasto de combustible.
  • El estado de los neumáticos. Además de ser fundamental para tu seguridad, el correcto estado y presión de tus neumáticos es fundamental, ya que si estos no son los adecuados el motor tendrá que hacer un sobreesfuerzo, lo que supone más consumo de gasolina.
  • Las bovinas, los filtros de aire y las bujías. 
  • El líquido, pastillas y discos de freno, etc. 

CONDUCE CON SUAVIDAD

conducir

La manera en que conduces es otro de los factores fundamentales a la hora de ahorrar gasolina. Cuanto más agresiva sea tu conducción, más esfuerzo tendrá que hacer tu coche y, en consecuencia, más combustible consumirá. Por eso, recuerda: evita acelerones y frenazos bruscos y olvídate de conducir en zig zag. Estas prácticas, además de poner en peligro la seguridad vial, pueden deteriorar el buen estado de tu coche. Y, por supuesto, al forzar el motor también provocas que tu coche gaste más gasolina, ya que este tiene que trabajar más rápido y bruscamente y necesita más combustible para ello.

Hábitos como mantener una velocidad constante, evitar los movimientos bruscos, respetar los límites de velocidad, guardar la distancia de seguridad recomendada, etc., no son solo imprescindibles para tu seguridad al volante. También pueden ser tus mejores aliados para ahorrar gasolina.

CONTROLA LAS MARCHAS

Muy relacionado con lo anterior está este consejo. Otro de los hábitos de conducción que pueden influir en el gasto de gasolina de tu coche es la forma en que manejas las marchas del coche. Entre otros detalles, deberías tener en cuenta:

  • Que la primera marcha es únicamente para arrancar (y recuerda que mientras lo haces no debes pisar el acelerador), y lo ideal es cambiar a segunda lo antes posible para no quemar el motor.
  • Evita superar las 1500/2000 revoluciones cuando tu coche es de diésel, o las 2000/2500 cuando es de gasolina. Una vez que las alcances, recuerda que es el momento de subir de marcha.
  • Realiza los cambios de marcha con agilidad.

Y si tienes que reducir la marcha…

  • Hazlo solo cuando es estrictamente necesario. No hace falta que reduzcas antes de frenar.
  • Si debes hacerlo, deja que el coche vaya perdiendo velocidad suavemente y de manera natural en lugar de pisar el freno.

OJO CON EL PESO

Si quieres ahorrar gasolina, hay algo fundamental: no sobrecargues el coche. A más peso, más esfuerzo deberá hacer el motor. Y, de nuevo, eso se traduce en… más gasto de combustible. Así que, por ejemplo, cuando vayas a viajar controla la cantidad de equipaje (más de uno solemos llevar el doble de lo que después utilizamos) y, siempre que sea posible, evita utilizar el portaequipajes: afecta a la aerodinámica del coche y puede disparar el consumo de gasolina.

A LA HORA DE RESPOSTAR…

Elige bien el día. No es ningún mito: hay días de la semana en los que la gasolina es más barata que otros. Puede parecer una invención, pero lo cierto es que el precio del combustible sube los fines de semana y es más bajo entre semana. Así que ya sabes, ¡no esperes al viernes!

Pero, además, hay otra cosa a la que no debes esperar antes de volver a la gasolinera: a entrar en reserva. Cuando el coche circula en reserva, al contrario de lo que puedas pensar, gasta más combustible que con el depósito lleno.

OTROS CONSEJOS PARA AHORRAR GASOLINA

  1. Planifica tus viajes: ten en cuenta que cuanto más planificado tengas el viaje, más fácil te resultará llegar a tu destino. Planificar te permite plantear rutas alternativas por si encontraras demasiado tráfico en la ruta habitual, evitar tramos en obras que pueden pillarte por sorpresa, aprender bien el camino para evitar dar vueltas innecesarias buscando tu destino, etc.
  2. Controla el gasto de combustible de tu coche. Esto te ayudará a comprobar si se dispara en algún momento, lo que te ayuda no solo a ahorrar gasolina, sino a evitar males mayores en el coche. Recuerda: si el consumo de gasolina aumenta, es que hago podría no ir bien…
  3. Compara entre gasolineras. Ser precavido en este sentido también puede ayudarte a gastar menos en gasolina. Como ya sabrás, entre una gasolinera y otra el precio del combustible puede variar bastante, por lo que pararte un momento a comparar puede ayudarte a ahorrar un buen dinero en gasolina. ¡Merece la pena!

¿Qué te parecen estos trucos? Si conoces algún otro con el que ahorrar gasolina, ¡no dudes en compartirlo con nosotros!

Redacción

Autor Redacción

El equipo de redacción de Balumba te trae los mejores consejos y anécdotas sobre el mundo del motor.

Deja una respuesta